Internet, ahorro y Administración

La afirmación de que Internet es fuente de consumo la podíamos tener todos en la cabeza. Pero hay datos que lo corroboran sin lugar a dudas, y este es el caso del grado de uso de Internet como canal de comunicación con la Administración Pública.

La Administración del Estado ahorra con el uso de Internet. Así se refleja un informe del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas presentado ante el Consejo de Ministros sobre la administración electrónica en la Administración General del Estado. Según este informe, el ahorro conseguido por ciudadanos y empresas durante los años 2012 y 2013 por el uso de la administración electrónica ascendió 3.149.593.438 euros.

Según este mismo informe, más de 2.500 trámites y servicios telemáticos están ya disponibles para empresas y ciudadanos, más del 95 por 100 del total.

Y la mejor noticia es que esto no ha hecho más que empezar, si tenemos en cuenta los datos hechos públicos por el Institucional de Estadística en la Encuesta sobre Equipamiento y Uso de Tecnologías de Información y Comunicación en los Hogares correspondientes a 2013, según la que solo el 43,5% de la población ha interactuado con las Administraciones Públicas (AAPP) a través de Internet.

El 55,9% de usuarios de Internet en el último año declara haber obtenido información de las páginas web de la Administración, el 39,6% afirma haber descargado formularios oficiales y el 31,9% ha enviado formularios cumplimentados.

Del conjunto de personas que han utilizado Internet para contactar ó interactuar con las Administraciones Publicas en España, el 43,5% declaran como actividad realizada la declaración de impuestos, seguidos, en cuanto a menciones, por la solicitud de documentos personales (pasaporte, carné de identidad o permiso de conducir) o certificados (de nacimiento, matrimonio o defunción) con el 33,6%; la solicitud de prestaciones de protección social, por ejemplo las relativas al desempleo, jubilación o prestaciones por hijos (20,0%); la matriculación en educación superior o universidad (16,1%) y el uso de bibliotecas públicas (15,8%). Y en último lugar, la notificación de cambios de residencia con un 2,7%.

Analizando conjuntamente los datos del INE y del informe del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, la Administración tiene aún margen de ahorro si tenemos en cuenta que solo el 43% de la población se ha relacionado con las AA. PP. mediante Internet.

Lo más relevante de lo dicho en párrafos anteriores es, sin duda, el cambio de tendencia en los usos y costumbres de los españoles. Los «clientes», en este caso de las AA. PP., lo tienen claro: si cada uno de los sectores de actividad de la economía contara con un estudio de estas características, a las empresas y empresarios no les quedaría lugar a dudas que el nuevo camino para llega al consumidor en la Red.

Ahora la pregunta ya no es, en la mayoría de los casos, si hay que estar en Internet o no; la pregunta es cómo. Y no se trata de una pregunta baladí. Una mala o errónea aproximación a nuestros públicos en la Red pasa factura y lo hace a una increíble velocidad.  Como en  cualquier otro canal de comunicación, en Internet, la planificación y estimación de riesgos es fundamental. Por tanto, para una correcta presencia en la Red, analicemos, planifiquemos y por último actuemos.

Por Juana Pulido, consultora sénior de Estudio de Comunicación España.

@juanapulido

,

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
SWITCH THE LANGUAGE
Text Widget
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus quis neque vel quam fringilla feugiat. Suspendisse potenti. Proin eget ex nibh. Nullam convallis tristique pellentesque.